Tipología de accidentes de tráfico

Al hablar de accidentes de tráfico solemos generalizar y englobarlos todos, sin embargo existen una tipología de accidentes de tráfico. La variedad o las características de los diferentes tipos pueden desembocar en lesiones diferentes. La manera de afrontar el accidente puede ser diferente en función de los tipología.

Las cifras de cada año nos indican que muchas de las personas que sufren un accidente de tráfico son personas jóvenes. Además más de la mitad del total de accidentes que se contabilizan se dan en peatones, ciclistas, personas que hacen uso del transporte público… El conocimiento de la tipología de accidentes de tráfico también supone un conocimiento de algunas claves para intentar evitarlos. Hay que recordar que la prevención siempre es el mejor seguro de vida.

Tipos de accidentes de tráfico

Accidente de tráfico por choque

Este tipo de accidente se produce cuando hay una colisión entre dos vehículos, o entre un vehículo y algún elemento de la vía como puede ser un semáforo, una marquesina de autobús, un escaparate… Las opciones son muchas. En estos casos las lesiones de las personas que viajan dentro del vehículo o los vehículos implicados pueden variar en función de:

  • La intensidad del choque
  • Contra qué se ha producido la colisión
  • Desde qué posición ha tenido lugar el choque y en qué lugar estaba ubicado el pasajero o pasajeros del vehículo. Dentro de las opciones posibles nos encontramos con choques frontales, otros que incluyen también el lateral de los vehículos, aquellos que colisionan con la parte trasera y por último los múltiples, que son aquellos que afectan a varias partes de un vehículo.

Accidente de tráfico por incendio

Los accidentes de tráfico por incendio se producen habitualmente por un fallo en el mecanismo eléctrico del motor y en algunas ocasiones a causa del combustible que lleva el vehículo. Es necesario estar alerta de los posibles indicadores del vehículo, que puedan anticiparnos a una situación de este tipo. Además es importante cumplir con las revisiones necesarias para dotar a nuestros transportes de la mayor seguridad posible que esté a nuestro alcance.

Accidente de tráfico al volcar un vehículo

Los accidentes de tráfico que acaban con la pérdida de control del vehículo suelen responder a situaciones en las que:

  • El conductor circulaba a velocidades altas, generalmente a velocidades muy superiores a las permitidas por la vía
  • El conductor ha ingerido sustancias que le impiden tener el control del vehículo
  • Se ha producido un despiste en el momento de la circulación, provocando de esta manera un choque que produce que el vehículo vuelque.
  • El conductor se siente mal de forma repentina por motivos de salud, por ejemplo un infarto, y pierde el control del vehículo.

Accidente de tráfico por atropello

Este tipo de accidentes son más comunes en las ciudades y en aquellos lugares donde la señalización no es la adecuada y los cruces son comprometidos. En ocasiones también se producen porque la visibilidad en puntos clave no es la adecuada. Para evitar este tipo de accidentes es importante respetar el código de circulación y prestar especial atención en aquellos puntos comprometidos o con una concentración alta de vehículos y personas en circulación.

Accidente de tráfico por rozamiento

El intenso roce entre dos vehículos es el responsable de este tipo de accidentes. Es más habitual en lugares donde hay un tráfico más intenso o en carretera abierta cuando se produce una pérdida de control del vehículo.

Accidente de tráfico por salida de la vía

En estos casos no se produce ningún choque, ni ningún fallo técnico, sino que el vehículo se sale de la vía por algún motivo y provoca el accidente.

La tipología de los accidentes de tráfico puede estar determinada por diferentes factores. Algunos de ellos pueden ser a causa de una alteración en el estado de salud del conductor, circunstancias ambientales como el mal estado de una carretera pero en la gran mayoría estos responden a fallos humanos.

Los accidentes dan inicio a un proceso largo en el que se incluye reparación de los vehículos en los casos en los que esto sea viable, reclamación a la persona responsable del suceso, valoración de daños y secuelas… Por todo ello le recomendamos que se ponga en manos de profesionales, quienes en función de la tipología del accidente de tráfico, procederán con las actuaciones necesarias.

Deja un comentario

Casos de éxito

Incapacidad Permanente Total Cerrajero

¡Compartimos con vosotros un nuevo caso de éxito! Tras un procedimiento judicial acabamos de recibir sentencia reconociendo la incapacidad permanente total para la profesión de

Leer Más >>

Últimas Noticias

Redes Sociales

Contacto

    *Campos obligatorios

    Consulta Médica / Jurídica por Videoconferencia

    Pide
    tu cita

    Puedes solicitar una consulta Médica o Jurídica con nosotros mediante videoconferencia con cita previa, llámanos para informarte y agendarla.
    Abrir chat
    Consulta vía WhatsApp
    Hola ¿En qué podemos ayudarte?