El tecnoestrés, un nuevo riesgo laboral

El tecnoestrés es uno de los nuevos riesgos laborales que ha nacido con la digitalización de la sociedad. Aunque este era un camino que ya habíamos emprendido hace algunos años, la pandemia del Covid ha afectado a todos los sectores provocando una digitalización que se estimaba para dentro de diez años. Una gran proporción de nuestra sociedad no estaba preparada para este cambio, pero sus empresas los han obligado a reinventarse en un periodo muy pequeño de tiempo.

La incapacidad que experimentan muchos trabajadores ante este nuevo salto en los métodos de trabajo, puede verse motivada por:

  • La existencia de una brecha digital entre los compañeros
  • La edad de la persona que se enfrenta a este cambio en su carrera profesional que puede estar próxima a acabarse

El tecnoestrés es a su vez un concepto que engloba algunas variedades en concreto:

  • La tecnoansiedad. Es el bloqueo mental generado por la ansiedad que le produce al trabajador la adaptación de las nuevas tecnologías en su proceso de trabajo. Esta actitud provoca que la persona piense que las TIC no son necesarias, que el valor que aportan es mínimo, o que se sientan incapaces de hacer uso de ellas con normalidad.
  • La tecnofobia. Basada en el miedo incontrolable de tener que enfrentarse al uso de las nuevas tecnologías, sintiéndose incapaz de hacerlo y generando situaciones de ansiedad.
  • La tecnofatiga. En esta variedad el trabajador experimenta un cansancio continuo por la necesidad de integrar el uso de las nuevas tecnologías en su día a día. Un malestar que le lleva a una disminución de rendimiento y motivación en su puesto de trabajo.
  • La tecnoadicción. Este comportamiento responde a perfiles que están de forma prolongada y permanente haciendo uso de las nuevas tecnologías sin poder controlarlo. Personas que necesitan estar al día de las últimas novedades y que buscan la manera de integrar las TIC en todo lo que hacen.

Cuáles son algunos de los síntomas del tecnoestrés

El tecnoestrés y sus variantes suelen presentar cuadros clínicos en los pacientes que la experimentan de:

  • Sensación de miedo
  • Percepción de pánico
  • Ansiedad
  • Palpitaciones
  • Nerviosismo
  • Sudoración
  • Dificultades para respirar
  • Intento de evitar afrontar el miedo
  • Problemas para concentrase

Riesgos que pueden provocar una situación de estrés

Aunque el tecnoestrés hemos mencionado que se ha visto incrementado por los acontecimientos recientes, hay situaciones laborales negativas que ya existían antes y que ahora se ven impulsadas por medidas como el teletrabajo, o los nuevos sistemas tecnológicos usados. Entre estos riesgos puedes encontrar:

  • La sobrecarga de trabajo. Si sientes que tienes más carga laboral de la que deberías, te recomendamos organizar bien tu jornada laboral. Comprueba que actividades son importantes y cuáles son urgentes.
  • Las rutinas ¿buenas o malas? Depende. Tener una rutina y estructura del tiempo ayuda a la organización y evita la frustración. Sin embargo hay otra acepción de rutina, que corresponde a aquellas tareas que se repiten de forma monótona y que en la mayoría de las ocasiones no requiere de un esfuerzo mental especial, por parte de quien lo realiza. Este tipo de tareas suelen provocar el desánimo en quienes la realizan y pueden llegar a suponer un riesgo para la salud. Es recomendable implementar otro tipo de tareas más activas y distribuir las más monótonas y repetitivas durante toda la semana y no concentrarlas. Además su concentración suele provocar una absorción del tiempo, por encima del necesario para cubrirlas.
  • Llevarse el trabajo a casa. En un momento en el que el teletrabajo se ha normalizado en la mayoría de los sectores, existe más que nunca el riesgo de llevarse a casa trabajo cuando no es necesario. Además cada vez más son las personas que se sienten incapaces de separar el ámbito personal, del profesional.
  • Controlar el uso de los canales de comunicación y las tecnologías. El móvil, tablet, ordenador, correo electrónico… y tantas herramientas y plataformas como usamos a diario y que nos impiden desconectar y controlar el tiempo y atención que le dedicamos a cada una de las parcelas de nuestra vida. La manera en la que estamos en los sitios, en las reuniones familiares, en nuestro tiempo libre… es crucial.
  • Cuida tu cuerpo. La rutina, el estrés, la falta de tiempo en muchas ocasiones se empieza a hacer visible, en una disminución del ejercicio físico, y principalmente en el tipo de alimentación que llevamos. Si observas que de forma inconsciente tu dieta se está convirtiendo poco a poco en una alimentación poco saludable, ponte en alerta.
  • Formación. La formación en muchas ocasiones es la solución. Convierte el trabajador en alguien más cualificado, pero también en alguien más seguro de sí mismo. Alguien capaz de usar herramientas que automatizan y agilizan procesos.

Por último si ves que no pueden controlarlo por ti mismo o simplemente necesitas ayuda, acude a un profesional. Quizás es el momento de hacer un alto en el camino y respirar.

Deja un comentario

Casos de éxito

Incapacidad Permanente Total Cerrajero

¡Compartimos con vosotros un nuevo caso de éxito! Tras un procedimiento judicial acabamos de recibir sentencia reconociendo la incapacidad permanente total para la profesión de

Leer Más >>

Últimas Noticias

Redes Sociales

Contacto

    *Campos obligatorios

    Consulta Médica / Jurídica por Videoconferencia

    Pide
    tu cita

    Puedes solicitar una consulta Médica o Jurídica con nosotros mediante videoconferencia con cita previa, llámanos para informarte y agendarla.
    Abrir chat
    Consulta vía WhatsApp
    Hola ¿En qué podemos ayudarte?