Mutuas en las empresas

El trabajo de las Mutuas en las Empresas

Mutuas en las empresasHablar de las Mutuas en las empresas es hacerlo de una figura que se conoce bastante poco por los trabajadores. No son pocos los que desconocen que deben acudir a ellas cuando se tiene un percance o se ven inmersos en un proceso de incapacidad. Todo esto hace que sea de importancia conocer bien su labor.

Mutuas en las empresas, a fondo

Lo primero que debemos saber es su definición: son asociaciones de empresarios de carácter privado que, sin ánimo de lucro, colaboran a la hora de gestionar la Seguridad Social y prestan sus servicios en todo el país.

Legalmente, desde que se aprobó la Ley de Mutuas, han cambiado su nombre, de llamarse Mutuas de Accidentes de Trabajo y Enfermedades Profesionales, ahora son Mutuas Colaboradoras con la Seguridad Social.

Este tipo de Mutuas Colaboradoras, nacen de la voluntad de 50 empresarios, que son los necesarios para constituir cada una, debiendo tener como mínimo 30.000 trabajadores y alcanzar un volumen de cotización por contingencias profesionales de 20 millones de euros.

¿Qué clase de prestaciones realizan las Mutuas?

Realmente son bastante variadas, pero podemos enumerar las siguientes:

→ Gestionan las prestaciones económicas y de asistencia sanitaria que se deriven de las propias contingencias profesionales.

→ Se encargan de la gestión de las prestaciones por incapacidad temporal que se deriven de las contingencias comunes.

→ Gestionan las prestaciones por riesgos en los embarazos y lactancias naturales.

→ Gestiones de prestaciones por cuidado de menores que se encuentren afectados de enfermedades graves o de las prestaciones por ceses de actividad laborales en el trabajador autónomo.

→ Realizan actividades de prevención de riesgos laborales de la Seguridad Social.

Todo esto es posible gracias a que la Tesorería de la Seguridad Social se encarga de transferirle las cuotas.  Debes tener claro que, si cuentas con una Mutua en tu centro de trabajo, debes acudir a ella si tienes un accidente laboral.  Si fuera algo urgente y no te queda más remedio, también puedes ir al centro hospitalario más próximo y luego ir a la Mutua para dar detalles del accidente que te haya ocurrido o de la enfermedad que padezcas.

La Mutua es la que, por ejemplo, se encarga de proponer el alta del trabajador si tiene una enfermedad común, aunque luego el INSS es el que debe decidir. Lo más común es que se acepte la propuesta, pudiendo impugnarse el alta si no se está de acuerdo.

A nivel económico, estar asociado a una Mutua o no, es lo mismo, ya que a la hora de cotizar por los accidentes de trabajo o enfermedades de carácter profesional se paga lo mismo.

Si tienes un accidente laboral, lo que hace la mutua es pagarte desde el primer día, por lo que la Mutua se interesa porque te restablezcas cuanto antes mejor.

¿Qué podemos hacer cuando la Mutua no reconoce un accidente laboral?

Existen casos en los que hay conflictos que nacen al no reconocer la Mutua como accidente laboral un accidente que sufra un trabajador. En ocasiones, lo que hacen es calificar dicho accidente como enfermedad común.

Si estamos en desacuerdo, lo mejor es pedir la Hoja de Reclamaciones que tenga a disposición de los mutualistas la propia Mutua. Aquí podemos explicar el caso y también se puede ir al médico de cabecera para que nos dé la baja con la que podamos interponer una reclamación a la hora de determinar la contingencia que se trate. Si aun así se desestima, siempre queda abierta la posibilidad de acudir a la vía judicial en solo 30 días.

Como puedes ver, las Mutuas realizan una labor importante, a pesar de su perfil un tanto gris para muchos trabajadores que no están informados de ellas. Esperamos que después de este artículo tengas más claro qué son las Mutuas y en qué puedes beneficiarte de su existencia.

Si tienes preguntas o quieres contratar nuestros servicios porque una mutua no reconoce un accidente laboral que tuviste, puedes llamarnos al 913076219 o enviar tu pregunta a el siguiente formulario. Contamos con expertos que velarán por tus intereses.

 

Deja un comentario

Tú dirección email no será publicada. Los campos necesarios están marcados *